h1

55-EL IMPERIO MAYA

marzo 4, 2013

pelotamaya[1]Planeta Azul, se presenta de nuevo, esta vez, con una interesante investigación  sobre el gran imperio maya, del cual se ha dicho mucho, pero aún no se sabe a ciencia cierta quienes eran de donde vinieron y porque desaparecieron. No hubo civilización precolombina comparable a la de los mayas. Sus hallazgos científicos, su escritura, su historia, sus mitos, su arte y sobre todo sus bellísimas pirámides y palacios. Pero después de siglos de esplendor, las guerras, la superpoblación y la falta de alimentos los llevaron a una profunda decadencia de la que nunca se recuperaron. Los diferentes relieves descubiertos, con numerosas y precisas dataciones cronológicas, han hecho posible la reconstrucción histórica de la evolución de los mayas. Los mayas se ubicaron en 3 grandes zonas: Zona Norte: Que incluye los actuales estados de Yucatán, en su totalidad y la mayor parte de Campeche y Quintana Roo. En talmapamaya[1] territorio el terreno es pedregoso y semiárido con partes bajas donde predomina una vasta planicie calcárea con vegetación de monte bajo, con clima regularmente seco y cálido en demasía. No hay ríos de superficie, pero el terreno es permeable y el agua se filtra rápidamente, formando corrientes subterráneas que se abren en bocas naturales llamadas “cenotes”. Zona Central: Cuenta desde el río Usumacinta en el actual estado de Tabasco, hasta la parte oriental de Honduras, incluyendo también el Petén guatemalteco, Belice y parte de Chiapas. Tiene un clima caliente y húmedo, con lluvias abundantes en la temporada. La vegetación es de tipo tropical. Zona Sur: Comprende las tierras altas y la faja costera del océano Pacífico, con parte de Chiapas, Guatemala y El Salvador. El clima es templado y frío en las serranías, con zonas calientes y húmedas, pobladas de densos pinares y cipreses en su mayoría. Hay alturas que sobrepasan los 1500 metros sobre el nivel del mar. ruins[1]Se cree que el pueblo Maya llegó a Mesoamérica desde el norte, procedente de Asia, entorno al año 1500 a.c., y, poco a poco, se organizó en pequeños núcleos sedentarios, que practicaban una agricultura primitiva. En este periodo arcaico, dichos grupos construyeron templos en madera, esculpieron pequeñas figurillas en piedra y crearon una cerámica monocroma propia. Viejo imperio. También conocido como periodo clásico, el viejo imperio, que se desarrolló entre los siglos III y IX, estuvo ubicado en un principio en la región de El Petén, donde se encontraban las ciudades de Uaxactún y Tikal. Se considera que esta última población pudo ser la más antigua capital de la civilización Maya. 3721737[1]Avanzado el siglo IV, los mayas iniciaron su expansión territorial por el Oeste y Sudeste, donde aparecieron distintas ciudades. Más tarde, la conquista prosiguió por el norte hasta que se acabó controlando toda la península de Yucatán. Los siglos VII y VIII vieron consolidarse la cultura Maya en los nuevos territorios hasta que en la segunda mitad del mismo siglo VIII, se produjo un momento de gran apogeo cultural, reflejado en las ruinas de los templos de Tikal, Palenque y Copán, así como en multitud de estelas con relieves jeroglíficas y en una rica cerámica policromada y figurativa. Se considera comúnmente que la causa del mismo residió en la apocalypto[1]insuficiencia de la agricultura para mantener a una población numerosa, los sistemas de cultivos fueron siempre bastantes primitivos y, cuando el suelo quedó completamente empobrecido, los Mayas se vieron forzados a emigrar y buscar nuevas regiones no explotadas. La paulatina instalación de los dominios septentrionales permitió revivir las tradiciones y de organizar al estado. Comenzaba así el nuevo imperio. Nuevo Imperio. Entre el siglo X y el siglo XVI, la civilización Maya vivió un nuevo periodo histórico denominado posclásico o nuevo imperio, caracterizado por el esplendor del núcleo de Mayapán y, posteriormente, por una serie de conflictos bélicos que facilitaron el avance de los conquistadores20070717klphisuni_161.Ies.SCO[1] españoles. A comienzos del nuevo imperio los pobladores Mayas se fusionaron con un contingente invasor, perteneciente al grupo de los Toltecas, que impusieron sus cultos religiosos y un sistema militarista. Tres eran los núcleos principales en aquellos momentos: Chichén Itzá, Uxmal y Mayapán que acabaron organizando una triple alianza conocida como liga de Mayapán. Esta alianza desapareció a fines del siglo XII, cuando, tras un breve periodo bélico Mayapán se alzó con la hegemonía de la civilización 19-tenochtitlan[1]Maya y organizó una especie de imperio, del que dependían una docena de ciudades. La decadencia de los mayas y sus múltiples luchas intestinas favorecieron la conquista de los españoles, que habían llegado en 1511 a las costas de Yucatán. Fracasadas las primeras incursiones hacia el interior del continente, a fines de la década de 1520 prácticamente todos los territorios de influencia Maya habían sido dominados. La presencia española supuso el fin definitivo de la civilización Maya y la supresión de muchas de sus tradiciones, cultos y manifestaciones artísticas. Sin embargo, algunos de sus rasgos étnicos y lingüísticos pueden rastrearse entre sus descendientes, que aun pueblan las regiones de sus antepasados. Dominando la mayoría de los aspectos de la vida de los mayas, se encontraba latenochtitlan-2[1] religión, siempre presente y dejando sentir su influencia en los ritos agrícolas, en las ceremonias públicas, en el arte y la cultura. Su importancia fue muy grande, si se toma en cuenta que estuvo fuertemente ligada al control político, a la ideología que sustentó a la civilización maya y que, como las ciencias, estuvo también en manos de un grupo especializado, el de los sacerdotes. La religión maya tenía tres características fundamentales: Religión politeísta: Se adoraba a varios dioses a la vez, generalmente los venidos de las estrellas. Religión de Aspectos Naturalistas: Los dioses eran los elementos, los fenómenos atmosféricos, los cuerpos iOtuWzdQHudtA[1]celestes. Religión Dualista: Partía del principio de que el bien y el mal son igualmente divinos. Los dioses del bien estaban en constante lucha con los dioses del mal, pero eran tan inseparables uno del otro como el día y la noche. Otros ejemplos son: el padre fecundante y la madre fecundada; la vida y la muerte (lo más parecido que podemos encontrar es tal vez el yin y el yang). Los destinos de la humanidad se veían afectados siempre por esta lucha. Los dioses benévolos producían cosas positivas, como el trueno, el rayo, la lluvia, el maíz y la abundancia. A los dioses malévolos en cambio, se les atribuía el hambre y la miseria causadas por los huracanes, las sequías y la guerra sembradora de muerte y100312_sv_mayas[1] destrucción. Un excelente ejemplo de esto es una representación en un códice en la que Chac, dios de la lluvia, planta un árbol, mientras que a su lado Ah Puch, dios de la muerte, lo arranca y lo rompe en dos. Los mayas estudiaron minuciosamente el movimiento de los astros, lo que les permitió determinar, con una sorprendente precisión, el año solar en 365,2 días, así como el año lunar y la trayectoria de Venus. La astronomía les facilitó los trabajos agrarios, ya que el mejor conocimiento del desarrollo tenochtitlan-76880[1]estacional contribuía a la optimización de las cosechas. Llevaban a cabo sus estudios astronómicos en observatorios edificados a tal efecto. En su concepción cíclica del tiempo, los mayas idearon un complejo calendario, en el que se combinaban dos divisiones temporales complementarias: el tzolkin, o conjunto de 260 días; y el haab, que constaba de 365 días, divididos en 18 meses de veinte días cada uno, más cinco días libres. Ambos calendarios se superponían para dar lugar al calendario circular. Para fechar los acontecimientos, poseían dos tipos de datación cronológica: una <<cuenta larga>>, que partía del comienzo de la era maya; y una <<cuenta corta>>, con la que se determinaban fechas por tiempos más breves, y que poseía una duración de 256 años. En cuanto a las matemáticas, los mayas inventaron un sistema de numeración vigesimal, ademáslogo_2[1] de crear un número equivalente al cero y establecer el valor posicional de las cifras. También la medicina, en la que se combinaban ciencia y magia, alcanzó un amplio desarrollo entre los mayas. Las causas de las enfermedades podían ser naturales o sobrenaturales, y, en consecuencia, el médico o hechicero, recetaba infusiones, ungüentos, sangrías o productos mágicos. Los conocimientos científicos y los más señalados hechos históricos de la civilización maya fueron recogidos en varias estelas jeroglíficas, de los que sólo tres se conservan: el Dresdensis, el Tro-Cortesianus y el Perezianus. En el siglo XVI se escribieron en il-lago-di-texcoco[1]lengua maya pero con alfabeto latino otros textos de gran interés, que se convirtieron en una fuente privilegiada para el estudio de esta cultura antigua. Se encuentra entre los más importantes el Popol Vuh, relato mítico sobre el origen del mundo y la historia del pueblo maya; y los libros de Chilam Balam, recopilación de varios relatos sobre mitos, profecías, medicina e historia. Sus mayores avances fueron su sistema matemático que incluía un dígito equivalente al cero estaba ligado a un sistema religioso y también a observaciones.  Entre los mayas, la Descubren en Guatemala "la Capilla Sixtina maya"cronología se determinaba mediante un complejo sistema calendárico. El año comenzaba cuando el Sol cruzaba el cenit el 16 de julio y tenía 365 días; 364 de ellos estaban agrupados en 28 semanas de 13 días cada una, y el año nuevo comenzaba el día 365. Además, 360 días del año se repartían en 18 meses de 20 días cada uno. Las semanas y los meses 197591_426118294114310_1964729145_n[1]transcurrían de forma secuencial e independiente entre sí. Sin embargo, comenzaban siempre el mismo día, esto es, una vez cada 260 días, cifra múltiplo tanto de 13 (para la semana) como de 20 (para el mes). El calendario maya, aunque muy complejo, era el más exacto de los conocidos hasta la aparición del calendario gregoriano en el siglo XVI. Otro avance fue la escritura estos pueblos desarrollaron un método de notación jeroglífica y registraron su mitología, historia y rituales en inscripciones grabadas y pintadas en estelas (bloques o pilares de piedra), en los dinteles y escalinatas y en otros restos monumentales. Los registros también se realizaban en códices de papel amate (corteza de árbol) y pergaminos de piel de animales. Tanto en el aspecto maya2[1]científico como en el artístico, los mayas de las tierras bajas elevaron a altísimo nivel de perfección estos elementos, algunos de ellos adquiridos cuando no pasaban de un estado incipiente de desarrollo, la escritura por ejemplo. En la América precolombina se encuentra una leyenda que atribuye a Quetzalcoatl la introducción del maíz. Entregándosela a los mayas-y-aliens[1]hombres, desde una balsa tirada también por serpientes. Pero no solo de esos regalos extraterrestres nos hablan las mitologías. También del algodón se dice que fue un regalo del cielo, y resulta significativo que tanto el algodón peruano, como el egipcio pertenezcan a la misma variedad de fibra. ¿Cómo explicarnos tal coincidencia?, ¿por qué ahora, 4000 años después, el algodón egipcio y el americano son diferentes?, ¿Y la técnica para tejer algodón, quién se la enseñó a los egipcios y americanos, si ambos usaban técnicas y hasta telares imagesCADA7IETidénticos? Retornando a Mesoamérica, nos encontramos que el Popol Vuh, su libro sagrado, los mayas hablan de sus dioses como los introductores del maíz amarillo y blanco, y que a partir de este cereal crearon a la humanidad. Y ahí se dice también que la dotaron de tal inteligencia y tales conocimientos, que “exploraban los cuatro puntos del cielo y la faz redonda de la Tierra. Podían ver lo grande y lo pequeño en el cielo y en la Tierra”. Esto último sonaría a disparate. Fantasía o un simple giro literario, de no ser porque los mayas, aún sin disponer del telescopio ya sabían de la existencia de Urano y Neptuno, evenin10[1]planetas que la Astronomía europea, con todo y sus aparatos complicados, no logró descubrir hasta 1781 y 1846, respectivamente. En otras palabras, los mayas probaban con hechos las asombrosas enseñanzas que decían haber recibido de los dioses, solo que, ¿quiénes eran estos dioses, y de dónde venían?. Da la impresión de que se trataba no de entidades espirituales y todopoderosas, si no de seres corpóreos, con limitaciones materiales y capaces de equivocarse. Y, ante todos estos inquietantes indicios, ¿no resulta imperativo preguntarnos si la humanidad ha recibido ayuda extraterrestre en su desarrollo?. ¿Qué se esconde realmente en los mitos y imagesCADYKVHDleyendas que nos hablan de los “dioses” llegados de las estrellas?. El que ya hace muchos siglos los  antepasados de los mayas, recibieran la visita de los cosmonautas extraterrestres, explicaría el de otra manera inescrutable hecho de que los extraordinarios conocimientos matemáticos y astronómicos de los Mayas se remontan a los orígenes de la civilización y que no sean el efecto de un largo esfuerzo de milenios de errores y aproximaciones, como sería de esperarse. ¿O de qué otra forma pudieron disponer de un día para otro, de conocimientos maduros especializados y perfeccionados en un grado sumo? ¿Acaso los teóricos de los antiguos astronautas, con sus teorías de los dioses astronautas, ofrecen una respuesta a este Dsc00002[1]enigma de siglos…? Pues.. ¿Por qué no? tras largos años de estudiar el Popol Vuh, el Chilam Balam y numerosos documentos antiguos y raros ha llegado a la conclusión de que en ellos se encuentra parte de la historia secreta de la humanidad , y una parte bien importante… la parte que nos habla de las relaciones del hombre con los “dioses-astronautas”. En el Chilam-Balaam se lee, por ejemplo: “Esta es la historia del mundo tal y como fue escrita en los días antiguos… sucedió en el katún 11 ahau, cuando apareció Ah Mucencas (el dios que desciende). Fue entonces cuando cayó fuego junto con las rocas y árboles derribados… “Entre los pueblos mesoamericanos la historia se dividía en ciclos o “soles” y, de aquella manera, con la llegada de un dios y una lluvia de fuego, los mayas describían el final de su primer ciclo. ¿Fue un suceso real, en el que tuvoLapida14[1] que ver el dios Ah Mucencab, o se trató solamente de la fantasía del o los autores? Suponer que esto último sería la medida más fácil, pero antes habría que seguir investigando al respecto como lo hizo Däniken. Quien halló la confirmación de los hechos narrados en el Chilam-Balaam en un documento azteca, el Códice Chimalpopoca: “Cuando los dioses hicieron el cielo y la tierra, cayó el trépano y se ahumó el cielo…” Así pues, vemos que el dramático final de la primera era fue un suceso que también presenciaron los aztecas, imagesCAJC5AEWy del cual guardaron memoria. Los textos claramente hablan de que el fuego provenía de las alturas. ¿Pudo tratarse de un bólido, o de una lluvia de meteoros?, ¿Quizá el estallido fenomenal de un planeta cercano que nos alcanzó?, Eso es algo muy difícil si no es que imposible de averiguar. Pero al igual que Däniken, tratemos de indagarlo buscando indicios en los textos originales… En el códice se describe dramáticamente un segundo incendio universal y un sol reducido a ominoso noche: “Durante el segundo sol el cielo se derrumbó, y el sol no siguió su camino, aún al medio día todo estaba en penumbras…” se le llamó sol de lluvia de fuego, en esta era también llovió fuego y los habitantes, por lo tanto, ardieron. Tres finales de era causados por el fuego, un fuego destructor que cae de las alturas… ¿No podía haberse tratado más bien de una guerra devastadora entre los “dioses”? En la actualidad, los estrategas militares no tendrían dificultad en identificar la “lluvia de fuego” con alguno de los modernos y refinados métodos de exterminio militar, y la amplia destrucción  producida… No sería muy distinta de la causada por una guerra termonuclear global. ¿Los textos mayas describirían tales conflagraciones al hablar de sus soles de fuego? AsíMaya-Maske[1] lo parece, tomando en cuenta que otros textos grabados, como los de la india, narran destrucciones similares, además, de acuerdo con la mitología de los indios Hopi, precisamente algo como eso ocurrió en un tiempo images[11]inmemorial, cuando se desató una guerra tan devastadora, que todo un continente se hundió en el mar ( Atlántida). Los dioses tutelares de esa tribu, que los Hopi llamaban Kachinas, ayudaron a los sobrevivientes, transportándolos a lugar seguro a bordo de “los escudos voladores”, naves circulares potentísimas con las que, los guías espaciales eran capaces de transportarse a su planeta de origen, circunvolar la tierra y aterrizar en cualquier lugar… como te darás cuenta, los Hopi también hablan de los dioses astronautas, y lo más curioso es que esa tribu se relaciona directamente con los mayas…De acuerdo con el ingeniero Josef Bulmrich, quien ha estudiado durante más de una década las tradiciones Hopi, los sobrevivientes del holocausto fueron llevados a América por los Kachinas, en dónde dieronMayanKurast1[1] origen a culturas como la India, los mayas, los olmecas, los aztecas y, por supuesto, los hopis mismos. Así por ejemplo, refiriéndose a lo que actualmente es Yucatán, los Hopi dicen que sus selvas estuvieron 3662263879_ac2d387eee[1]dominadas por el clan de la serpiente, y sus poblados se guiaron por el culto de la serpiente emplumada. A su vez, el clan de los osos y de los coyotes se dirigieron más al norte, dando origen a los hopi y a otras tribus pieles rojas. Pero… ¿acaso los hopi tienen también un libro sagrado en dónde esté asentado todo esto? No, tan preciosa información se ha conservado solo mediante tradiciones orales… Pero aún en la actualidad siguen tan vivos esos recuerdos que cuando Blumrich mostró a miembros de esa tribu fotos de las ciudades mayas, estos las reconocieron, irrumpiendo en gritos de júbilo.Resultan apocalypto-piramidesorprendentes las afinidades entre las tradiciones Hopi y lo que refieren los textos mayas sobre los seres del cosmos, los maestros del cielo que los Hopi llamaban Kachinas: “Los Kachinas eran seres de gran sabiduría, siempre dispuestos a ayudar y procedían de un planeta lejano…” Por otra parte, en el Chilam Balaam puede leerse: “Esta es la memoria de cómo mayas[1]vino Hunas Ku, deidad única, y Oxlahun Tiku, la deidad inmensa, que impartieron sus conocimientos a los sacerdotes del culto solar…” Tomando todo esto en cuenta, ya no resultan tan incongruentes las teorías de los estudiosos de los antiguos astronautas… En efecto: el contacto de los mayas primitivos con seres extraterrestres a quienes ellos tomaron por dioses, ofrece la única explicación que puede responder no sólo a numerosos misterios de la civilización Maya a los que nadie ha dado respuesta, sino que aclara en forma definitiva, al enigmática conducta que llevó a los mayas a abandonar todas las ciudades del antiguo imperio. En efecto, al aceptar que este pueblo recibió la visita de los “dioses”, que tras legarles su ciencia, partieron con la promesa de volver, es fácil imaginar cómo, según lanoche%20maya[1] enseñanza de los sacerdotes, los “dioses” llegarían de nuevo para una nueva estadía entre los mayas cuando los edificios de sus nuevas ciudades estuvieran terminados. Así los sacerdotes exhortaban  continuamente al pueblo a construir y construir… Hasta que llegó la fecha del retorno de los “dioses” y éstos no llegaron… Numerosos esclavos y doncellas fueron sacrificados, se multiplicaron las oraciones y las ofrendas…. Pero el armamento seguía vacío y no aparecía la “serpiente emplumada” tan ansiosamente esperada. Pasó el tiempo y la promesa no se realizó… No es difícil imaginar quetzalcoatlla desilusión del pueblo maya y sus sacerdotes… Todo el trabajo de siglos había sido en vano y debió seguir la duda; ¿Había un error en los cálculos astronómicos?, ¿Aparecerían los dioses en otro lugar y momento?… Así decepcionados por sus dioses, los mayas abandonaron el antiguo imperio para fundar otros nuevos templos, pirámides, ciudades enteras fueron edificadas una y otra vez…Es evidente que aún no disponemos de suficientes pruebas, de que los mayas tuvieron relación con inteligencias extraterrestres; pero también es cierto que no hay pruebas de lo contrario. Y en cambio, cada día son más las preguntas sin respuesta: ¿Cómo conocían los mayas la existencia de Urano y Neptuno?, ¿Se trata efectivamente de un cosmonauta el personaje grabado en la Losa de Palenque (Chiapas)?, ¿Qué significado tiene que el calendario maya se remonte a 400 millones de años atrás?, ¿Cómo pudieron los mayas calcular el año solar y el venusino con un margen de error de 0.0001?  Los estudiosos de los antiguos astronautas son los que más se han esforzado en hallar respuestas, llevando su empeño y objetividad al grado de enfrentarse a la ciencia oficial. laquemason[1]Y esto, guarda las proporciones, es lo que alguna vez hicieron Colón, Galileo y Copérnico…. Esta tesis, además de aclarar todos los enigmas hasta ahora inexplicables de los mayas, coincide con la de Sylvanus G. Morley (uno de los principales mayó logos) en señalar que la desaparición del antiguo imperio se debió a las causas inertes a la propia cultura maya, y confirma la teoría de otro estudioso, Charles Galenkamp, que la crisis experimentada en el antiguo imperio tuvo motivos religiosos. Pero además, nos lleva a entender mejor el motivo central de toda la civilización maya, que giraba en torno al dios Gucumatz o Kukuxklán, al que se representaba como serpiente alada. Y el culto a la serpiente, debe su origen no a la adoración de los reptiles, sino a la reiterada identificación de la forma safe_imageZ3S052XJalargada de los ofidios con la de las naves espaciales de los dioses o seres extraterrestres. Planeta Azul continuara revelando el secreto mayor guardado en las próximas publicaciones.

 

 

 

RECOPILACION INVESTIGATIVA: ING. REYNALDO PEREZ MONAGAS

Anuncios

One comment

  1. […] Los habitantes vivían en los alrededores de los centros de poder y ceremoniales. Fuente […]



Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: